¿Cómo ayudar al niño a vestirse solo?

Nuestro niño se cansará menos en vestirse si le ayudamos preparándole la ropa adecuada:

• pantaloncitos (o faldas) con goma en la cintura, que no sean estrechos en los tobillos;

• botonadura delante, con botones grandes, el doble de tamaño de los de camisa, y ojales cómodos;

• cremalleras con lengüeta grande o con un anillo; bolsillos cómodos a la altura de las caderas; ni  cinturón ni tirantes; tejidos resistentes, que se ensucien poco y sin adornos; “jeans” sólo si son suaves y con elástico en la cintura; zapatos fáciles de ponerse y de tipo ortopédico sólo si son indispensables (indicados por el médico); braguitas con elástico blando y no adherentes;

• jersei de cuello ancho;

• para la noche, pijamas en dos piezas (en lo posible de algodón).

Su “difícil” tarea se verá facilitada si se le dispone la ropa en el orden que la empleará para ponérsela (desde la ropa interior al jersei). Por último, si tenemos la precaución de poner un perchero a su altura y un espejo, no se verá obligado a recurrir siempre a la paciencia de los adultos, en especial de la mamá.

Escrito por | 20 de junio de 2011 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta