octubre del 2013

Estás viendo los artículos de Crece Bebe correspondientes al mes octubre del 2013.

Aprender a perder

A muchos niños no les gusta perder. A nada. Se enojan, lloran, gritan, tienen rabietas. Si esto sucede entre los 5 o 6 años no hay porque preocuparse pues perder es todo un aprendizaje que los niños de esta edad deben aprender. Un recorrido que implica la frustración y la aceptación de que hay otros que son mejores que nosotros en algunas cosas. De revisar la imagen que los niños tienen de sí mismos, hasta entonces perfectas fruto de los halagos de los padres para así ajustarla a la realidad.

Si tienes un niño al que no le gusta perder puedes ayudarlo permitiéndole sentir la frustración, aceptar como normales sus sentimientos de rabia y enojo. Además, hay que evitar facilitarle las cosas siempre al jugar con él pues si bien está bien darle ventaja en los juegos también debe experimentar los fracasos.

Eso no es todo pues no basta con las iniciativas sino con dar el ejemplo y además brindarle experiencias diversas, en contextos diferentes, con niños distintos para que así aprenda a disfrutar de las victorias y acepte las derrotas.

Si bien es aconsejable que pueda sentir su frustración también es importante ponerle un coto al enojo, es decir lograr el equilibrio entre la expresión y el límite. Otro aspecto fundamental es recordarle lo que vale al momento de participar de los juegos o situaciones de competencia para que, aún cuando pierde, recuerde que tiene grandes capacidades.

Escrito por | 31 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Niños.

El problema de los pezones planos o invertidos en la lactancia

¿Tienes pezones grandes o pequeños? ¿Planos? ¿Invertidos? El tamaño y forma de los pezones incide  en la lactancia y sus posibles molestias. Las madres con pezones prominentes por lo general no presentan dolores o molestias durante las primeras semanas pues sus bebés pueden succionar con facilidad y de la forma correcta para así no dañar a la madre.

Por el contrario, es común que las mujeres con pezones planos o invertidos sufran dolores. Esto sucede porque si bien los bebés pueden mamar aún en el caso de pezones planos debido a que maman de todo el pecho y no sólo del pezón, este último les sirve como señal táctil, para indicar en dónde hay que mamar.

Si todo el pecho es redondo, sin nada que sobresalga, les cuesta encontrar el sitio exacto y así es como succionan de forma incorrecta provocando lastimaduras y dolores en la madre.

Por lo general, los pezones planos o invertidos salen solos a lo largo del embarazo y sino los saca el bebé en pocos días con su succión. En caso de que eso no suceda, habrá que recurrir a pezoneras y escudos.

Escrito por | 29 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Padres.

¿Niños pasivos?

Algunos padres se preocupan cuando ven que a su hijo le quitan los juguetes y el no reacciona, temen que sea un niño pasivo y que esto le traiga consecuencias a lo largo de su vida. Lo primero a tener en cuenta es ver si al niño le molesta. Una de las posibilidades es que se quede tranquilo porque no le importa que otros jueguen con sus juguetes.

Ahora bien, en el caso de detectar que el niño sufre por la situación lo mejor será intervenir pero siempre como árbitros imparciales pues hay que tener en cuenta que se trata de niños pequeños.

¿Qué hacer? Lo primero es no perder nuestra perspectiva de adultos y optar por enseñarles a los niños implicados pequeñas normas de convivencias como puede ser el pedir por favor, el ayudarlos a intercambiar juguetes o bien el preguntar si se quiere prestar un juguete.

Esta guía los ayudará a la hora de aprender a negociar al tiempo que nuestro hijo también aprenderá que tiene derechos. Este modelo le será útil en otras ocasiones.

Escrito por | 28 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Niños y Primeros años.

La frustración de perder

Entre los 5 y los 6 años los niños comienzan a medirse con sus compañeros. ¿Quién es más fuerte, más rápido, más hábil? No es casual que a algunos les cueste aprender a perder.

Es que por primera vez se enfrentan a la idea que tienen de sí mismos ajustada a la realidad. Es decir, hasta ese momento los halagos de sus padres – que bien que haces esto, que hermoso que eres, que bien comes, etc- han formado una imagen de sí mismos. Ellos creen que son los mejores pero llega el momento en el que, producto de la socialización, deben ajustarse a la realidad, medirse con los demás para descubrir que no son los mejores en todo. Entonces aparece la frutración, las dificultades para perder.

Esto es muy común y no hay porque alarmarse. Apenas se trata de un proceso que deben transitar con la ayuda de sus padres. Aprender a perder implica renunciar, aceptar, ceder y conformarse con situaciones que de alguna manera dejan entrever que “no somos los mejores en todo”. Si bien los padres tienen la tarea de transmitirles confianza y seguridad también deben ayudarlos a enfrentarse con la realidad, que en ocasiones conlleva frutración, pérdidas y renuncias. Lo importante es decirles que siempre tienen mucho por aprender y que uno se equivoca pero vuelve a comenzar.

Escrito por | 27 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Niños y Primeros años.

Problemas de la lactancia

Durante el embarazo siempre es bueno informarse acerca de la lactancia. Si bien es una práctica natural y muy recomendable hay que saber que durante las primeras semanas puede no resultar todo lo que esperábamos. Eso no significa que hay que dejar de amamantar sino simplemente que es aconsejable saber que se trata de un proceso que implica un aprendizaje entre madre y bebé, que en algunos casos demoran algún tiempo en comprenderse.

El resultado de esta adecuación pueden ser la aparición de grietas en los pezones, mamas congestionadas o infecciones. Todos estos problemas son solucionables y en la mayor parte de los casos no es necesario recurrir a ningún medicamento pues basta con continuar la lactancia, aplicar compresas o alguna crema natural.

Las molestias durante las primeras semanas son algo muy común y es por eso que lo mejor es estar informadas para así saber que pueden aparecer y entonces superarlas sin necesidad de suspender la lactancia.

Escrito por | 26 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Padres.

Problemas de la lactancia: conductos bloqueados

Durante las primeras semanas de lactancia es común que algunas madres experimenten un dolor en alguna zona de los pechos que además se sienten calientes y se ven rojizos. Esto sucede cuando se bloquea un conducto.

Entonces, lo recomendable no es suspender la lactancia sino continuar para así desbloquearlo. En estos casos, se sugiere colocar la lengua del bebé en la dirección de la inflamación para así facilitar la succión que será la encargada de desbloquear al conducto y facilita el flujo de leche.

Otra alternativa para aliviar el dolor es aplicar calor entre tomas, masajear la zona afectada e intentar sacar leche al menos tres veces al día una vez finalizadas las tomas. En el caso de advertir fiebre y que dure más de 24 horas o bien que sea muy alta habrá que consultar al médico pues en algunos casos es necesario tomar un antibiótico. Pero no siempre es necesario recurrir a los fármacos pues incluso la mastitis infecciosa puede curarse en forma natural.

Escrito por | 25 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Padres.

Seguros en casa

No es por nada que los niños de 1 año son conocidos con el nombre de “deambuladores”. Caminan por toda la casa sin rumbo cierto, se suben a todas partes, tocan todo, se mueven.

Pero no es cuestión de mantenerlos atados en sus sillas para así controlarlos sino simplemente de tomar algunos recaudos para así tener una casa segura. ¿Cómo hacerlo? Aquí te contamos algunos pasos a seguir:

– protege las esquinas con goma, espuma o silicona.

– Utiliza los bloqueadores de enchufes que no pueden quitar ni tragarse.

– Agrupa y cubre los cables para que no se tropiecen con ellos o puedan manipularlos.

– Coloca una caja con juguetes en el salón para así guardar los juguetes y que no se tropiecen con ellos.

– Evita las lámparas de pie y elige en cambio apliques. Si puedes, evita los lámparas de mesa pues pueden tirar de los enchufes.

– Coloca topes en las bisagras de las puertas para evitar que se cierren y lastimen los dedos.

– Coloca pisos blandos en los habitaciones, como pueden ser aquéllos de gomaespuma o goma eva.

– Coloca una barandilla en la cuna o una barra protectora en la cama para evitar que se caigan.

Con estos consejos tus bebés estarán a salvo aún en esta etapa de movimiento y curiosidad.

Escrito por | 25 de octubre de 2013 | 0 comentarios
General.

Princesas de Disney zombies

El mundo de las princesas de Disney no tiene fin, es un negocio millonario que se perpetúa a lo largo de los años, las niñas mueren por ellas y los padres no hacen más que cumplir sus deseos… para la alegría de la compañía.

Además de sus muñecas tradicionales, Disney ha decidido ampliar su negocio a través de una propuesta novedosa como son las Princesas Disney zombies!!! De acuerdo a la página de Amazon, “una poderosa magia se ha extendido por el mundo de nunca jamás, convirtiendo a sus princesas en poderosos zombis sobrenaturales. Es hora de que se levanten y recuperen el mundo que les pertenece. Una excusa perfecta para sumar más ventas…

Lo cierto es que se trata de una colección especial que está conformada por seis princesas zombies de 11 pulgadas de altura que despiertan la atención por sus rostros oscuros y sombríos. A pesar de la sorpresa, no está mal tener alternativas con las princesas que no siempre tienen que vestirse de rosa y lucir sonrientes…

Vía: Incredible Things

Escrito por | 25 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Juguetes, libros y juegos.

Niños con convulsiones

Una convulsión aparece en forma de síntoma y responde a diferentes causas. Se presenta como un trastorno súbido de la función y la actividad eléctrica de las neurona que descargan en forma exagerada o desorganizada los impulsos eléctricos y es por eso que puede provocar sacudidas en el cuerpo o bien rigidez.

Algunos niños presentan la mirada perdidad o mueven mucho los ojos mientras que la respiración puede ser con más ruido o bien interrumpirse durante algunos segundos. También es común que se pierda el control de esfínteres. Por lo general no duran más de unos segundos o minutos aunque pueden llegar a los 15 minutos en algunos casos excepcionales.

Como decíamos, la convulsión es apenas un síntoma y responde a diferentes causas. Las más comunes son:
• Trastornos del metabolismo: alteraciones en la glucosa, el calcio, el magnesio y otras sustancias del organismo.
• Aumento brusco de la temperatura corporal (fiebre)
• Afecciones cerebrales: tumores, epilepsia, malformaciones, hemorragias, etc.
• Falta de oxigenación
• Enfermedades genéticas
• Envenenamiento o intoxicaciones

Ante una convulsión, hay que acostar al niño boca abajo o de costado para evitar que se ahogue en caso de que vomite. No es necesario sujetarlo ni zamarrearlo pues la convulsión cede sola. Tampoco hay que agarrarle la lengua ni suministrarle agua, sal o fármacos.

Una vez que finaliza el episodio es importante acudir al centro de salud más cercano.

Vía: Babysitio

Escrito por | 22 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Salud y Salud.

Señales de que el bebé está listo para los alimentos sólidos

El momento de la iniciación del bebé en la alimentación sólida depende de la escuela de cada pediatra aunque todos coinciden en que se sitúa entre los 4 y los 6 meses dependiendo de la orientación.

Hasta este momento la leche aporta todas las calorías y necesidades nutricionales del bebé, cuyo aparato digestivo aún no está listo para recibir los alimentos sólidos.

La Academia Estadounidense de Pediatría recomienda que se alimente a los bebés exclusivamente con leche materna durante al menos seis meses y es por eso que luego de medio año de vida es momento de comenzar con esta rutina. ¿Algunos signos de que el bebé está listo?

• Control de su cabeza: el bebé puede mantener su cabeza en una posición firme y erguida.

• Pérdida del “reflejo de extrusión”: el bebé ya no usa su lengua para empujar la comida fuera de su boca.

• Sentarse bien cuando tiene apoyo: el bebé ya se sienta solo en posición erguida aún con apoyo. Esta posición permite que pueda tragar bien la comida.

• Movimientos de masticado: el bebé puede llevar los alimentos al fondo de su boca y tragar, lo que habla de un desarrollo de su boca y su lengua sincronizado con el de su sistema digestivo.

• Aumento significativo de peso: cuando han duplicado el peso que tuvieron al nacer están listos para la alimentación sólida.

• Cada vez tiene más apetito: notas que tu bebé se queda con hambre aún cuando lo alimentas seguido con leche.

• Curiosidad por lo que tú comes: el bebé manifiesta atracción por la comida. Te mira mientras comes, intenta agarrar un tenedor con comida, etc.

Vía: Babycenter

Escrito por | 7 de octubre de 2013 | 0 comentarios
Bebés y Primeros meses.