Beneficios de la meditación durante el embarazo

Reservar un tiempo durante el día para practicar meditación durante el embarazo tiene un impacto beneficioso sobre la salud de la madre y el bebé. Los beneficios para la mujer embarazada que practica meditación son muchos pero los principales son: que disminuye el flujo de hormonas de estrés, como la adrenalina, ácido láctico y el cortisol, también regula la presión, suaviza la respiración y la frecuencia cardíaca y disminuye el insomnio. En cuanto al bebé, los beneficios de la práctica son: ayuda el pleno desarrollo de su sistema nervioso, reduce la incidencia de trastornos como el déficit de atención, la depresión y incluso hasta el autismo.

Un significativo aumento en el nivel de bienestar fue el resultado que mostró el estudio que siguió a 169 mujeres embarazadas que habían practicado meditación durante la gravidez. Afirmaron sentir menos tensiones musculares, afirmaron estar más tranquilas y más seguras para enfrentar y aceptar los cambios físicos y psicológicos provocados por el embarazo además de disminuir los niveles de ansiedad.

En la Universidad de Berkley, en los EE.UU., han realizado estudios que indican que la meditación durante el embarazo equilibra las funciones hormonales en las mujeres, aumentando la cantidad de hormonas que causan la sensación de bienestar entre estas sustancias está la melatonina. Además facilita enormemente la lactancia materna después del nacimiento del bebé.
Meditar en los meses antes del nacimiento del niño también reduce el riesgo de preeclampsia. Los estudios demostraron que al nacer, el efecto de la práctica ayuda a disminuir en un 56% la necesidad de cesáreas y el 85% de la anestesia.

Escrito por | 30 de julio de 2010 con 0 comentarios.
Etiquetas: ,
Lee más artículos sobre Embarazo y Salud

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta