Ciática en el embarazo

Hay muchos efectos secundarios en el embarazo, y uno de estos puede ser la ciática. Si bien no está totalmente relacionada al embarazo, la ciática afecta a muchas mujeres embarazadas.

El nervio ciático es muy largo, va desde la parte inferior de la espalda a la parte posterior de las piernas hasta llegar a los pies. Hay veces que este nervio puede inflamarse, ya sea por la presión que ejerce el bebé en la espalda o a veces por lesiones. Cuando esto sucede las personas experimentan el dolor ciático, que puede localizarse en la espalda, debajo de la cintura, o incluso extenderse por la pierna. A veces, puede dar lugar a debilidad en la pierna o en las zonas circundantes, entumecimiento u hormigueo. Algunas mujeres describen la sensación de sentir pinchazos cuando la pierna se queda dormida.

Muchas mujeres desarrollan este mal durante el embarazo, aunque no es necesariamente una consecuencia de estar embarazada. Muchas veces el dolor ciático resulta del daño a un disco en la columna vertebral. Esto puede causar inflamación en los tejidos que lo rodean y se ejercer presión sobre el nervio. Las mujeres embarazadas son más propensas a las lesiones de disco, de ahí la relación.

Los síntomas de la ciática son:

* Dolor o pinchazos en la parte inferior de la espalda o las piernas, y quizás los pies también se vean afectados por la misma sensación.
* Sentir calor o una especie de tirón en la pierna, nalga y parte baja de la espalda.
* Adormecimiento de las piernas o pies.

Muchas veces el dolor y las molestias de la ciática desaparecen solos. Pero a veces esto puede tomar unas 6 semanas o más. Debes visitar al médico que te puede ayudar a aliviar alguno de estos síntomas.

Los masajes pueden ayudar a aliviar la presión y el malestar asociados con el dolor de espalda del embarazo. El terapeuta también puede proporcionar una lista de ejercicios beneficiosos que además de aliviar los síntomas, fortalecerán los músculos pélvicos, abdominales y de la espalda. Esto también será beneficioso para el trabajo de parto.

También puede ayudar una atención quiropráctica. Se debe escoger un especialista que tenga experiencia con embarazadas.

También se puede aplicar calor seco en la zona afectada y mantener reposo. Se debe tener una postura adecuada, con la espalda derecha, a fin de aliviar la presión sobre el disco afectado.

Si desarrollas ciática durante el embarazo, asegúrate de consultar con el médico.

Vía| womenshealthcaretopics

Escrito por | 15 de agosto de 2008 con 1 comentario.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Comentarios

  1. Dolor de espalda durante el embarazo - Crece Bebe - 21 de septiembre de 2008 | 7:37

    […] les duele toda la espalda. Lo más común es el dolor en la parte baja, que puede transformarse en ciática. A medida que la panza crece, también aumenta el peso que llevamos. Esta presión añadida en la […]

Deja una respuesta