Cómo evitar que los niños coman muchos dulces

Si hasta los dos o tres años conseguiste alejarlos de los dulces la hazaña se vuelve más difícil cuando comienzan los cumpleaños. ¿Cómo evitar el exceso de golosinas y comida chatarra?

No es algo sencillo y de nada sirve negarles los dulces pues es común que entonces los quieran aún más. Sin embargo, es posible limitar su consumo introduciendo algunos hábitos y rutinas.


Puedes comenzar por reducir las raciones de dulces y optar por paquetes de caramelos pequeños además de evitar los jugos azucarados y las gaseosas. El agua es lo mejor que puedes ofrecerles a los peques así es que es un hábito que debes incorporar en la familia.

Cuando vas al supermercado con los niños, evita las cajas que están rodeadas de golosinas y no utilices los dulces como recompensas o premios. Reemplaza poco a poco los caramelos por frutas dulces a las que puedes espolvorear con azúcar. También puedes diseñar paletas de frutas con formas para así volverlas más atractivas.

Es importante enseñarles a los niños que las golosinas y dulces son un mimo esporádico y no cotidiano, algo que no está prohibido pero tampoco está al alcance de la mano.

Escrito por | 18 de noviembre de 2014 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta