Consejos sobre comidas preparadas para niños

Las comidas preparadas son una gran solución para esos días ajetreados en el que apenas hemos tenido tiempo para ir al baño. Si bien no se recomiendan este tipo de alimentos para todos los días, suelen ser una buena solución en casos de emergencia en el hogar.

Hay voces que se manifiestan en contra de este tipo de alimentos y lo cierto es que no hay que abusar de ellos. En realidad, se trata de tener en cuenta varios aspectos antes de darle a nuestros hijos este tipo de comidas.

Si estáis a punto de recurrir a las comidas preparadas para salir del paso debéis tener en cuenta los siguientes aspectos:

– Asegurarse de que el envase esté cerrado al vacío para evitar una posible contaminación.

– Una vez usado un envase, guárdelo en la heladera abierto no más de 48 horas.

– Se recomienda comprar platos de carne y de verduras por separado para después combinarlos.

– Es importante leer los ingredientes de las etiquetas. Están ordenados por orden de concentración: evite comprar aquellos en los que el agua se encuentra en primer lugar.

– No compre las “cenas combinadas” pues contienen mucho espesante.

– Evite comprar aquéllos productos que contienen sal, azúcar, almidón modificado o glutamato monosódico añadido.
– No caliente la comida dentro del tarro y evite guardarla en latas abiertas.

– Antes de darle de comer al bebé, pase la comida a un plato si pretende guardar las sobras pues de otra forma la saliva de la cuchara contaminará el alimento.

Escrito por | 15 de junio de 2010 con 0 comentarios.
Etiquetas: , , , ,
Lee más artículos sobre Salud

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta