Cuarto de gemelas

Cuando el bebé deja de ser bebé el cuarto que decoramos con tanto amor deja de ser funcional. Para un niño de dos años o más, es necesario hacer algunos pequeños cambios que le proporcionarán además de comfort y bienestar, espacio para jugar y albergar la gran cantidad de juguetes que pronto se irán acumulando. Este cuarto perteneciente a dos hermanas gemelas que al cumplir 3 años fue remodelado no servirá de ejemplo.

Además de sustituir las cunas por camas de una plaza, fue necesario implementar algunos otros cambios: el sillón para que la mamá tuviera un cómodo lugar para dar de mamar fue lo primero que tuvo que desaparecer para dejar espacio libre necesario para jugar. El mueble cambiador, se transforma en una hermosa cómoda colocando un espejo encima. Se mantuvo el patrón de rayas en la pared pero se buscaron colores más neutros que pudieran permanecer durante más tiempo adecuándose a los cambios que seguirán produciéndose a medida que las hermanas sigan creciendo. Los muebles siguen siendo blancos, pues el colorido lo da la ropa de cama y los hermosísimos monogramas bordados en la cabecera, que es de una gamuza sintética muy fácil de limpiar.

Las sábanas para las camas en general conviene comprarlas blancas, de modo de poder quitar las manchas fácilmente con blanqueadores. El truco está en tener unos bonitas y coloridas fundas para las almohadas que puedan ser removidas fácilmente cada noche antes de dormir o cojines decorativos.

Vía / Decora hoy

Escrito por | 15 de noviembre de 2010 con 0 comentarios.
Etiquetas: , ,
Lee más artículos sobre Muebles y decoración y Primeros años

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta