Descenso del bebé en el noveno mes

Curiosamente, la panza parece achicarse. Es que el aumento del diámetro pelviano debido al alargamiento de la sínfisis pubiana ha permitido al bebé, que generalmente está cabeza abajo, descender hacia su interior. Dicen los que saben que es la antesala del parto. Y razón no les falta, sólo que, a veces, ese tiempo es de un par de horas y otras (sobre todo en las primerizas) de veinte o treinta días. Adentro del abdomen, en el tórax y en las arterias y venas, todo se prepara para el gran día.

Aun cuando se presente de nalgas (5 al 10 por ciento de todos los partos), el bebé se prepara para salir, ubicándose en la profundidad de la cavidad pelviana. Al bajar, arrastra consigo todo el volumen uterino, facilitando un poco la función de los órganos vitales: pulmones y aparato digestivo. También la circulación sanguínea se hace más eficiente.

Veamos: mejor alimentación, mejor respiración, mejor circulación; ¿Qué estará por pasar? Casi nada. ¡El bebé está pronto a nacer! Inclusive el volumen sanguíneo disminuye, recuperándose en parte la concentración de glóbulos rojos y mejorando así la anemia previa.

El bebé, muy crecidito, ya casi no cabe dentro de la panza. Es por eso que se mueve menos. Sólo debe preocuparte si no se mueve en absoluto durante todo el día, en especial cuando estás en reposo. La disminución de sus ejercicios hace que sea menor su requerimiento de oxígeno.

Ahora, se pliega sobre sí mismo, adoptando la tradicional “posición fetal”, para poder acomodar tanto cuerpo en tan poco espacio. También el líquido amniótico en el que ha nadado todo el embarazo, achica su volumen. Estos cambios tienen una sola víctima: tu pobre vejiga, sobre la que se apoya todo. Es por eso que deberás vaciarla con mayor frecuencia.

Durante este mes se acepta que aumentes hasta 1,5 kg de peso corporal. Esta tolerancia tiende a compensarte por todas las molestias que estás padeciendo. Sólo te queda juntar un poquito de paciencia y esperar que la “dulce espera” llegue a término: pronto, tu bebé habrá de nacer.

Escrito por | 8 de marzo de 2012 con 0 comentarios.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Embarazo y Parto

Artículos relacionados

  • Cuando el parto se aproxima

    Si bien todo el proceso del embarazo tiene sus momentos y situaciones especiales en sí, el último trimestre en particular enfrenta a la madre...

  • El último mes de embarazo

    El último mes de embarazo se caracteriza, en general, por ser un período de mucha ansiedad. La mamá se siente incómoda, especialmente para...

  • Noveno mes de embarazo

    Por suerte, al encajarse  profundamente en la pelvis, el bebé pronto habrá de bajar. Cuando eso ocurra, la madre se aliviará al poder...

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta