Educar sin retar

Los retos no deben ser el modo habitual de comunicación familiar. Alabar, sugerir, reconocer méritos, centrarse en lo positivo, expresar afecto, no sólo es más agradable, sino también más eficaz. El clima creado por el diálogo claro y sincero más el sentido del humor bien dosificado pueden evitar muchas tensiones y enojos innecesarias. Les recomendamos algunas acciones que pueden ayudarle a tener que retar continuamente a sus pequeños sin dejar de educarlos.

No hay que centrarse en reprender lo negativo. Describir claramente qué es lo que esperamos de él. Más eficaz que “eres un desordenado” resulta lo de “vete metiendo los juguetes en el cajón mientras preparo la cena”.

Nunca hay que descalificar globalmente. Podemos decir “no quites las revistas a tu hermano” o “tienes que fijarte en el cordón de la vereda”, pero nunca “eres malo”, “eres un cargoso”, “un inútil” o “eres tonto”. Estas etiquetas, además de ser una grosería, no le dan pistas claras sobre lo que debe cambiar o mejorar y, lo que es más peligroso, se incorporan al concepto que el niño tiene de sí mismo, con lo que acabará portándose acorde con ellas.

Nunca debemos decirle que “no lo queremos” o amenazarlos padres cascarrabias por sistema no sólo son injustos, sino que también pierden su credibilidad frente a los hijos.

No gritemos continuamente y por todo porque, cuando de verdad queramos mostrar enojo, la costumbre de los retos continuos los habrá hecho ineficaces. En realidad, son los padres que no se alteran con facilidad los que imponen mejor su autoridad.

Está prohibido comparar. Nada de “aprende de tu hermano”. Un niño siempre mostrará mejor disposición a cambiar si lo estimulamos a superarse a sí mismo. Las comparaciones son odiosas, crean resentimientos y rara vez conducen a una mejora real.

Evitar frases como “porque lo digo yo”, “porque sí”, etc. Las fórmulas de cortesía, tan poco utilizadas con los niños (“por favor”, “eres muy amable”) tienen con ellos resultados sorprendentes.

Escrito por | 11 de junio de 2010 con 1 comentario.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Niños

Artículos relacionados

  • Buena alimentación para los niños

    Evidentemente las costumbres y los hábitos del hogar y de las instituciones educativas en cuanto a alimentación de los niños debe...

  • Para no perder el control

    ¿Que hacer cuando estamos a punto de explotar? Por mucho esfuerzo que hagamos, todos sabemos que hay veces en las que resulta imposible reducir...

  • Consejos para padres sobreprotectores

    Un niño tiene que estar preparado para su vida futura, ser capaz de adaptarse en sociedad en este complejo mundo. Desafortunadamente, algunos...

  • Padres sobreprotectores

    Los padres deben seguir tres reglas básicas: dar amor, poner limites y dejar ser a sus hijos. Hay una clase de padres que han olvidado...

  • Los útiles escolares

    Los útiles son auxiliares, herramientas que usan maestros y alumnos en la comunidad educativa para el trabajo diario. Hay útiles específicos...

Comentarios

  1. Que hacer frente a las rabietas de los niños - Crece Bebe - 12 de julio de 2010 | 15:43

    […] mejor es no perder la paciencia ni amenazarlo con castigos sino simplemente dejarlo para que se le pase. Si el niño llora, patalea […]

Deja una respuesta