Ejercicios para el bebé

Les planteamos en este post dos ejercicios para tender la mano hacia los objetos de manera más compleja.

1. Tender la mano hacia objetos que se ofrecen desde distintas direcciones. Primero, colócate frente al bebé y preséntale desde allí objetos interesantes. Después, y gradualmente, ofrécele otros desde la derecha o la izquierda, desde arriba o abajo, desde ángulos diversos, etc.

Al principio, enséñaselos desde cerca, luego vete alejando, de modo que el niño tenga que alcanzarlos tanto con el brazo doblado como totalmente extendido. Muéstraselos también para que tienda hacia ellos el brazo derecho y el brazo izquierdo.

2. Tender la mano hacia objetos en movimiento. Mueve lentamente un objeto interesante frente al niño, siempre al alcance de sus manos. Seguirá el movimiento no sólo con los ojos y la cabeza, sino también con los brazos. No abuses de la paciencia del pequeño. Es suficiente que siga el objeto con los brazos de uno a dos segundos. Luego, permítele cogerlo.

Escrito por | 7 de octubre de 2011 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta