El cuarto del bebé cuando hace calor

Las horas más frescas son las primeras de la mañana, momento para abrir todas las ventanas y airear bien la casa. Cuando sube el sol, por supuesto, se bajarán las persianas. Un plato con agua, al que se añaden unas gotas de limón o de lavanda, también ayuda a refrescar el ambiente, al igual que una toalla mojada en agua fría y colgada cerca de la cuna.

No conviene enfriar el cuarto del bebé artificialmente mediante aire acondicionado. La diferencia de temperatura entre adentro y afuera sería demasiado intensa. Además, en el sistema de aire acondicionado se pueden acumular hongos, que son la causa de muchas alergias. Si tienen la necesidad de instalar un sistema de este tipo les recomendamos elijan un producto pensado para niños pequeños.

Para combatir los mosquitos, lo mejor siguen siendo los mosquiteros de siempre, acoplados a un marco o bastidor, que se ajustan en los bordes de la ventana. Los aerosoles y las pastillas que se colocan en un dispositivo para enchufar a la red eléctrica contienen una sustancia que puede producir irritaciones de la piel y las mucosas en los niños sensibles.

Escrito por | 22 de mayo de 2010 con 0 comentarios.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Bebés y Muebles y decoración y Ropa y accesorios

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta