El sexo del bebé: cuando las ecografías se equivocan

El primer paso es conocer su estado de salud y el segundo es saber el sexo del bebé. Si bien algunos padres prefieren la sorpresa la mayor parte de las parejas de hoy día eligen conocer el sexo de su futuro hijo aún antes de nacer para así comenzar el proceso de acercamiento emocional hacia esa personita que crece dentro del vientre.

Pero… qué sucede cuando las ecografías se equivocan? Si bien no son mayoría abundan los casos en los que se esperaba una niña y…sorpresa…llega un niño que “no se dejó ver sus partes”. Y entonces bien, hay que cambiar toda la ropilla rosa por la celeste y, lo que es peor, hacerse a la idea de que jugaremos con balones y no con muñecas.

A muchos padres no les importa el sexo del bebé pero, aún así, les resulta difícil adaptarse al cambio cuando el niño que imaginaron es una hermosa beba o viceversa.

Amor es lo que sobra y es probable que luego de algunas semanas el impacto comience a menguar aunque lo cierto es que no hay que desatender esta cuestión pues si bien ese bebé será amado de cualquier forma en algunos casos la sorpresa genera gran impacto, incluso rechazo y es entonces cuando hay que realizar un trabajo interno para aceptar la nueva situación y aprender a amar a ese hijo que está en nuestros brazos más allá de su sexo.

Escrito por | 3 de enero de 2011 con 1 comentario.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Comentarios

  1. La ecografía - Crece Bebe - 3 de febrero de 2011 | 18:52

    […] en formación era, hasta hace poco, ciencia ficción. Hoy todos los niños son vistos con detalle antes de nacer. En la década del setenta se comenzó a dar a publicidad la introducción de la ecografía como […]

Deja una respuesta