Estreñimiento en lactantes

El estreñimiento es muy poco común  en lactantes alimentados a pecho, mientras reciban el aporte suficiente; tampoco sucede cuando el bebé está alimentado con leche maternizada o alimentación artificial, siempre y cuando ésta sea adecuada.

Para pensar en un cuadro de estreñimiento, hay que observar las características de la materia fecal, pero las deposiciones de un bebé alimentado a pecho tiene deposiciones líquidas por lo que cuando esto no sucede habría que consultar al pediatra.

Debemos recordar que, durante los primeros tres meses de vida, los niños movilizan los intestinos por mecanismos reflejos o porque la ampolla rectal se llena desencadenando la deposición. Esto se debe a que, en estos primeros meses, el bebé no puede contraer voluntariamente su panza debiendo recurrir a mecanismos reflejos para que el intestino se vacíe.

Diferentes causas. Si a pesar de recibir la dieta adecuada, el bebé debe realizar un gran esfuerzo para evacuar su intestino les sugiero que concreten una entrevista con el pediatra para que él pueda observar ese esfuerzo.

Si el médico confirma que es más intenso que el habitual, seguramente solicitará una consulta para descartar una obstrucción por esfínter anal tenso o espasmódico. O, como sucede en casos más raros saber que no se trata de un megacolon (los síntomas de esta enfermedad son diferentes de los que ella manifiesta).

Otra situación, más frecuente que las anteriores, son las fisuras anales, algunas de las cuales no pueden verse por estar situadas muy adentro, lo que dificulta su diagnóstico. De todos modos, esta afección no parece ser hereditaria y seguramente pasará, lo que les permitirá disfrutar plenamente de su bebé.

Escrito por | 13 de junio de 2012 con 0 comentarios.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Bebés y Salud

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta