Falta de aire durante el embarazo

Los vómitos, la congestión nasal y la falta de aire son algunos de los síntomas que aparecen durante el embarazo. En el caso de éste último, sucede en un gran número de mujeres y se debe a que el cuerpo necesita más oxígeno.

Las hormonas son grandes responsables de algunos de los cambios más evidentes durante la gestación. En el caso de la falta de aire, no son la excepción. El aumento de la progesterona y otras hormonas incide en los pulmones y en la cantidad de aire que se inspira durante cada respiración.

La alternación del centro respiratorio se percibe durante los nueve meses y más aún a medida que el embarazo transcurre. Cuando el útero crece, presiona cada vez más al diafragma, lo que provoca la falta de aire. Esto sucede hasta las últimas semanas del embarazo, cuando el descenso del bebé alivia la zona y permite una mejor respiración.

No hay grandes respuestas para aliviar la sensación. Se recomienda no realizar actividades que requieran demasiado esfuerzo y usar más almohadas que de costumbre. La idea es abrir el espacio en la zona de los pulmones para así expandirlos. Para lograrlo, debéis permanecer derecha con los hombros hacia atrás o bien realizar algunos ejercicio que ayudan a esta posición, como levantar los brazos y mover la cintura hacia los lados.

Escrito por | 4 de agosto de 2010 con 0 comentarios.
Etiquetas: , ,
Lee más artículos sobre Embarazo

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta