Juegos con el bebé

Los juegos que los adultos pueden llevar adelante con el bebé pueden parecer muy simples y hasta sin sentido si no se los analiza bien. A veces un simple juego con las manos puede esconder diferentes estímulos necesarios para el normal crecimiento y desarrollo del niño. Analizaremos dos de estos juegos en esta ocasión, el juego de El Tambor y el juego de La Cangura.

El Tambor

En este juego participarán el bebé y un adulto, y para llevarlo a cabo es necesario un tambor y un palito o algo que pueda cumplir esta función como por ejemplo una olla y una cuchara. El tambor seleccionado se debe ubicar entre las piernas del bebé estando sentado, y se lo estimula para que golpee el tambor, también puede participar el adulto para alentarlo.

Algo tan simple como esto puede colaborar con el desarrollo de la coordinación psicomotriz del niño, pero también, y no menos importante, es una forma de descargar un poco de agresividad. Claro está que el sonido también puede ayudar a darle ritmo.

La Cangura

Aquí lo que se busca es estimular el contacto corporal entre el adulto y el bebé, dándole la posibilidad de vivir la experiencia de sentirse sostenido pero también de sostenerse por sí mismo.

El pequeño debe sostenerse con los brazos y piernas rodeando el cuello y la cintura del adulto. El adulto comenzará a caminar, a trotar y hasta a correr, con el debido cuidado, haciendo que el bebé deba cambiar la intensidad de la forma en que se sujeta.

Escrito por | 19 de febrero de 2010 con 1 comentario.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Comentarios

  1. El Corralito - Crece Bebe - 8 de abril de 2010 | 8:01

    […] los primeros meses, toma los juguetes u objetos que se le acercan o están al alcance de su mano e inmediatamente se los lleva a la boca […]

Deja una respuesta