Jugar con la comida, la clave de una sana nutrición

Es cierto. La cocina se ensucia y ni hablar del bebé, todo cubierto de puré, cereal o frutas. Pero eso no importa si lo que buscamos es estimular a los bebés.

Uno de los momentos ideales para el aprendizaje sucede cuando los pequeños comienzan a comer. Entonces se despliegan una gran cantidad de estímulos, colores y texturas. Los bebés desean hacerse de ese mundo nuevo y es por eso que intentan coger los alimentos con las manos, probarlos, jugar con ellos.

Si bien muchos padres se niegan a dejarlos jugar no hay nada mejor que permitirles esta experimentación pues sólo así desarrollarán ciertas habilidades. Sólo si disfrutan de la comida podrán sentir ganas de comer y esta es una forma de establecer una relación saludable con lo que será su nutrición.

A medida que los meses transcurran los bebés, que en un principio sólo aceptaban las cucharadas sin protestar, querrán tomar el utensilio por sus propios medios. O bien tomar la comida con las manos para llevarla a la boca. Este juego es realmente saludable y les permitirá conocer los sabores, las texturas y los aromas. Una gran forma para que los niños lo prueben toda sin decir que “no” a nada.

Escrito por | 11 de agosto de 2010 con 2 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Comentarios

  1. Las primeras comidas sólidas del bebé - Crece Bebe - 17 de agosto de 2010 | 22:26

    […] La alimentación del bebé es un viaje no exento de aventuras. Lo mejor ocurre hacia los seis meses de edad, cuando se produce un punto de inflexión y el niño incursiona en la alimentación de sólidos. En realidad se trata de alimentos semisólidos pues los bebés aprenden a comer de a poco y con la experiencia. […]

  2. Alimentos que puede comer el bebé con sus manos - Crece Bebe - 2 de septiembre de 2010 | 20:43

    […] Comer con las manos no es sólo una forma de alimentarse sino una manera de percibir el mundo y desarrollar habilidades. De acuerdo a la edad del bebé, es probable que aún no coja el tenedor y la cuchara con la mano pero eso no implica que no pueda comer solo. […]

Deja una respuesta