Juguetes de 6 a 10 años

Ya van a la escuela y, por lo tanto, conocen y aceptan las reglas. Se les pueden regalar juegos de mesa (dominó, pimpón, lotería, ludo…) y cualquier accesorio que sirva para practicar el deporte de su preferencia (raquetas, pelota de fútbol, patas de rana, guantes de arquero, etc.).

Un buen regalo es, en este sentido, hacerlos socios de un club. Son años en que se desarrollan los hábitos coleccionistas, y esta inclinación no tiene por qué depender de la capacidad económica de los padres. Todo es coleccionable (no sólo los  carísimos autitos importados): piedras, caracoles, estampillas, hojas, figuritas, autoadhesivos, revistas de historietas…

Naturalmente, en esta etapa la bicicleta se convierte en compañera inseparable y es un regalo que se recuerda toda la vida. Y si hasta ahora no tiene animalito (y los adultos de la casa también lo desean), ésta es la edad ideal para regalarle un cachorro de perro o de gato.

Por último, ¿cómo no hablar de los juguetes electrónicos? Aun antes de los seis años se sentirán atraídos por ellos. No deberíamos ser reticentes con ellos porque utilizan una tecnología que -al igual que la computadora- forma parte de la cotidianidad de las nuevas generaciones y no tiene sentido cerrar los ojos ante ella. Sin embargo, es evidente que el precio de este tipo de juguetes hace bastante difícil su  adquisición, y por otra parte, muchos de estos  juegos electrónicos no permiten la participación activa y creativa del niño. Por lo tanto, es necesario que los alternen con juegos menos mecánicos y estructurados y, en caso de optar por esta alternativa de regalo, precaverse en cuanto a repuestos y servicio de arreglos.

Escrito por | 26 de diciembre de 2010 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta