Los juegos del bebé

Al principio los bebés no saben jugar. Son iniciados en el juego por sus madres. Los primeros juguetes: el propio cuerpo, el cuerpo de la madre. Entre ambos se establece una relación dinámica. Si esta relación es plena, feliz, el bebé se sentirá en las mejores condiciones para abrirse al mundo circundante. Lo hará poco a poco, con confianza, estimulado por la voz de la madre, movido por cierta curiosidad que figura, desde luego, entre nuestros resortes innatos.

PARA LA VISTA

Se considera conveniente suspender móviles llamativos dentro del campo visual del bebé y cambiarlos con frecuencia, para que no dejen de llamarle la atención. Sitúalos a menos de 25 cm de su carita, o no los verá. Cuando tu hijo haga los primeros intentos de apoderarse de ellos, puedes colaborar con él, poniendo a su alcance aquellos que, siendo atractivos, no representen ningún peligro.

LIBERTAD DE MOVIMIENTOS

Tu bebé necesita contar con ella, siempre que sea posible. La necesita para estudiarse las manos, y luego, alrededor del quinto mes, para estudiarse con ellas los pies.

PARA LA VISTA, LAS MANOS Y LOS OÍDOS

Conviene que tu hijo disponga de uno o de varios sonajeros. Estamos en presencia de un juguete que estimula el oído, la vista y las manos. El sonajero es una fuente de valiosísimas informaciones y se presta a muchos juegos. Aproxima el sonajero hasta ponerlo al alcance del bebé, aléjalo. Llegará el día (durante el quinto mes) en que, cuando se lo tiendas, tras haber aprendido a abrir la mano en función de su tamaño, calculando bastante bien las distancias, tu hijo se apoderará de él con mucha alegría.

A los ocho meses, tu hijo será capaz de alargar hacia ti su osito o su sonajero, si se lo pides. Ahora bien, hasta los nueve meses los niños no son capaces de soltar lo que han cogido. Esta nueva habilidad debe dar lugar a felices intercambios. Dale el osito, pídeselo, dale el sonajero, pídeselo. Un buen día se dedicará a tirar estas cosas, una y otra vez, y a esperar que se las devuelvas.

Escrito por | 30 de abril de 2010 con 1 comentario.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Bebés y Juguetes, libros y juegos

Artículos relacionados

Comentarios

  1. Cómo juega el bebé - Crece Bebe - 3 de mayo de 2010 | 22:41

    […] ya sabe a qué atenerse y los jugueteos con el sonajero, como tu presencia y tus llamadas de atención sobre las cosas, le han sido de gran ayuda para […]

Deja una respuesta