Prevenir accidentes infantiles

La prevención consiste en la educación familiar. Cumplir con ciertas reglas reduce al mínimo las posibilidades de una intoxicación:

– Colocar los elementos tóxicos fuera del alcance de los niños.

– Adquirir los medicamentos en envases a prueba de manipulaciones, siempre que sea posible.

– Evitar la ingestión de pildoras o cualquier otro medicamento, en presencia de los niños.

– Evitar la automedicación o la administración de medicamentos a los niños, sin indicación del facultativo.

– Evitar administrar remedios caseros.

– Conservar los medicamentos y productos químicos en sus envases originales y bien etiquetados.

– No conservar productos tóxicos en envases de alimentos.

– Guardar los tóxicos lejos de los productos alimenticios.

– Eliminar del hogar las plantas tóxicas.

– Destruir los medicamentos que no se utilicen.

– Evitar que el niño observe mientras se esconde un producto tóxico, porque encontrarlo se convertirá en un desafío para él.

– Utilizar pintura indeleble en las paredes. No usar pinturas que contengan plomo, ya que. si se descascara, el niño puede ingerir los restos de pintura e intoxicarse.

– Conocer el centro toxicológico más cercano, y tener al alcance el número telefónico.

– Conocer las medidas de primeros auxilios, para poder aplicarlas.

Escrito por | 15 de agosto de 2011 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta