Primeras semanas junto al bebé

Planifique dedicar todo su tiempo inmediatamente después del nacimiento de su bebé. No sienta que debe retomar enseguida su vida normal. Si intenta hacerlo, se agotará y perderá la posibilidad de disfrutar de los primeros días de su nuevo bebé.

  • Provisiones: asegúrese de tener la alacena bien provista antes del parto y de tener todas las cosas que pueda necesitar: sus comidas nutritivas preferidas, bebidas (necesitará ingerir mucho líquido si da de mamar), ropa, almohadones, repasadores suaves y pañales.
  • Cuidarse: usted y su marido cuidarán del recién nacido y su marido la cuidará a usted ¡A no escatimar mimos!
  • Vincularse: dense el tiempo y el espacio para conocerse y relacionarse con el nuevo bebé.
  • Descansar: haga de su cama el centro de la casa: converse, diviértase, retoce y coma allí.
  • Visitas: restrinja los horarios de visita. No se sienta obligada a hacer de anfitriona y ponga en la puerta de entrada un letrero que diga que está descansando si siente que no desea ver a nadie en ese momento; siempre pueden volver en otra ocasión.
  • Llamadas: si tiene un contestador telefónico, puede cambiar el mensaje e incluir el anuncio del nacimiento de su bebé.

Quizás también pueda agregar que en ese momento está descansando, pero que estará encantada en conversar dentro de unos días.

Escrito por | 10 de octubre de 2011 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta