Salir de casa con el bebé

El cochecito es un artículo imprescindible que no puede faltar en el ajuar del bebé. Hasta que aprenda a caminar, necesita un medio de transporte que le permita salir a diario de paseo. Pero no sirve cualquier vehículo. El elegido debe poder garantizar su comodidad y su seguridad en todo momento.

¿Qué tipo de vehículo es el más adecuado?

La oferta de cochecitos infantiles es cada vez más amplia y variada, lo cual hace muy difícil la elección. Además, lo más práctico y vistoso no siempre es lo mejor ni lo más conveniente para el bebé. Por ejemplo, para los recién nacidos se aconseja un modelo tradicional, de los que llevan un moisés en lugar de asiento. Ahí dentro se sienten mucho más a gusto, pueden dormir en cualquier postura y están mejor protegidos frente a humos y corrientes.

A partir de los tres meses, se puede optar por una sillita de paseo, siempre que disponga de un respaldo rígido y rebatible, de manera que el pequeño pueda ir acostado. Las de respaldo blando y no reclinable obligan al bebé a viajar sentado y no proporcionan apoyo suficiente para su espalda, por lo que nunca deben utilizarse antes del séptimo mes.

Las sillas están especialmente indicadas para los meses de primavera y verano, cuando resulta excesiva la protección de la capota. Asi mismo, tienen la ventaja de que el bebé puede ir recostado mirando hacia delante y disfrutar contemplando el panorama. Por otro lado, las sillitas, si bien pueden perder un poco en estabilidad, suelen ser más ligeras y manejables que el coche clásico, lo que facilita la conducción por la ciudad y, al ser plegables, ocupan poco espacio y se pueden transportar cómodamente de un lugar a otro.

Aquellos que no deseen adquirir dos versiones diferentes pueden elegir un cochecito convertible en sillita o un modelo “mixto”, que incluye un moisés desmontable y un asiento para intercambiar. También hay que tener en cuenta los accesorios que pueden resultar útiles, como una sombrilla, un protector de lluvia, una bandeja o red inferior para llevar las compras, un neceser a juego con la tapicería, etc. Algunos de estos accesorios van incluidos en el precio y otros deben adquirirse por separado.

Escrito por | 24 de mayo de 2012 con 0 comentarios.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Bebés y Ropa y accesorios

Artículos relacionados

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta